21 febrero, 2018

¿Para quién?

A todos nos gustan los cuentos.

Y todos podemos beneficiarnos de las enseñanzas de un cuento de tradición oral y su simbología con el mundo real.

  • Cuentos metafóricos, lecciones de Inteligencia Emocional
  • Cuentos con valores
  • Cuentos para imaginar alternativas, encontrar recursos y lograr metas y objetivos
  • Cuentos para conectar con tu verdad

 

“El universo está hecho de historias no de átomos”.
Muriel RuKeyser

Por eso los cuentos personalizados que cuenta Marta son para todos


CUENTOS PARA ADULTOS

La vida es un viaje. Vencer miedos y afrontar los desafíos nos ayuda a aprender y encontrar recursos y fortalezas personales para hacerlo mejor. Los cuentos que cuento: son lecciones de Inteligencia Emocional y herramientas de superación personal.

  • Cuentos para ti, que eres papá o mamá

  • Cuentos para tus hijos.

  • Cuentos para regalar a alguien que quieres.

  • Cuentos para crear un momento especial e inolvidable


CUENTOS PARA NIÑOS

Los niños usan la imaginación sin problema, para ellos jugar es su aprendizaje de la vida. Conectan con sus habilidades y fortalezas para potenciar su inteligencia emocional

  • Cuentos con valores

  • Cuentos Educativos

  • Cuentos para crear un momento de conexión con tu hijo o hija

  • Cuentos para Aprender Soñando

 


CUENTOS PARA GRUPOS

Porque todos tenemos un niño en nuestro interior. Los cuentos que cuento: son lecciones de Inteligencia Emocional y herramientas de superación personal. En grupos aprendemos a escucharnos, a reír y a empatizar. Las conexiones que se crean en los grupos es algo innato, antropológico. Está en nuestro inconsciente colectivo.

  • Cuentos para un determinado grupo que trabaja para un objetivo en común.

  • Cuentos para toda la familia trabajando en fortalecer relaciones.

  • Cuentos para adolescentes que no quieren consejos pero que quieren conectar con su verdadera naturaleza y crecer

  • Cuentos para grupos en tratamiento por abuso de sustancias adictivas

 


Déjame que te cuente un cuento, y 1,2,3…

¡transforma el mundo que ves!